Faq

Preguntas frecuentes

¿Qué se entiende por cogeneración?

La cogeneración es producción simultánea de energía eléctrica y térmica a partir del máximo uso de la energía primaria (gas natural o biogás) a través de sistemas que aseguran la eficiencia energética máxima y no se desperdician en el medio ambiente, sino que recuperan y aprovechan el calor producido por el motor endotérmico (o turbina).
Producir energía eléctrica a través de una instalación de cogeneración es ventajoso respecto a la adquisición desde la red, además permite aprovechar el calor que se deriva de los procesos de enfriamiento del motor: el agua caliente puede ser inmersa directamente en el ciclo productivo y ser utilizado para aclimatar los ambientes, mientras que el elevado calor de los vapores de escape puede ser utilizado para obtener vapor o agua sobrecalentada, para calentar aceite diatérmico o para otras necesidades.
La cogeneración reduce los costos de energía hasta el 30% y mejora la imagen de las empresas, además contribuye a la obtención de un sistema ecosostenible, en sintonía con las directivas europeas y nacionales y con los objetivos mundiales de protección del medio ambiente.

¿Qué se entiende por gas de combustión?

Los pozos de petróleo se caracterizan por la presencia natural de gas, en particular, metano, que está en estado líquido cuando se mezcla con el petróleo, convirtiéndose en gaseoso mientras se acerca a la superficie. Esto representa un problema durante la extracción de petróleo y también para el medio ambiente porque al escapar a presión puede saturar el área de extracción.
En la práctica se trata de “metano residual”, que se encuentra en el subsuelo donde hay una fuerte presión; el gas se mezcla con el petróleo en una papilla hidrocarbúrica líquida compuesta también de otros gases tales como butano y propano. En las profundidades del terreno está en estado líquido, pero cuando se aproxima a la superficie y la presión disminuye, el metano vuelve al estado gaseoso. Si la instalación no está equipada para el tratamiento y por ende a la valorización del desecho, este último escapa a la atmósfera, donde debe ser quemado para no saturar el área alrededor del pozo, evitando así el riesgo de explosiones no controladas.

¿Cómo valorizar el gas de combustión?

La pérdida de este gas es enorme, así como es enorme los daños económicos y ambientales: el gas de combustión muestra de hecho también un fuerte impacto en el ecosistema, si piensa que quemando en el aire el 5% del metano extraído de los pozos petrolíferos en un año se emite a la atmósfera la misma cantidad de dióxido de carbono producido por más de 80 millones de automóviles de cilindrada media. El gas de combustión puede llegar a ser una gran oportunidad si es controlado y supervisado, en particular aprovechándolo para la alimentación de instalaciones de cogeneración.

¿Qué permite obtener la cogeneración a partir del gas de combustión?

La cogeneración es la tecnología ideal para transformar el gas de combustión de un problema en un recurso: es posible transformar el gas de combustión en energía eléctrica, que se utilizará para las necesidades de los emplazamientos mineros (en particular las centrales de bombeo, tanto de gas como petróleo ), mientras que el excesente es incluido en la red nacional de la energía térmica, utilizada para una primera separación del petróleo en el sitio y para mantenerlo fluido facilitando las operaciones de bombeo.

La cogeneración en las minas de carbón: ¿de qué modo es posible?

Durante la actividad de extracción en las minas de carbón se desarrolla el gas metano que, por razones de seguridad y para las oportunidades económicas surgidas, puede ser utilizado ventajosamente a través de la cogeneración. A partir de este principio está creciendo la atención de las empresas mineras a las instalaciones de cogeneración.